jueves, 17 de julio de 2008

La Pasarela de la muerte

El día 15 de noviembre de 1936, las fuerzas nacionales cruzan el río Manzanares para intentar la toma de Madrid. Solamente pudieron hacerlo las tropas a pie, pues las tanquetas de que disponían se quedaron atascadas en el lecho del río. Al día siguiente se tendió una pasarela de madera para facilitar el movimiento de tropas y suministros.

pincha para ampliar el plano
El ataque a Madrid fracasó, y el frente se estabilizó, quedando en poder de las fuerzas nacionales una pequeña zona de la Ciudad Universitaria, que llegaba hasta el Hospital Clínico. Las posiciones de la Ciudad Universitaria quedaban unidas a la retaguardia por este pequeño puente de madera que estaba batido desde la gasolinera de puerta de Hierro y desde el Puente de los Franceses, por lo que el paso de tropas, suministros y evacuaciones era muy arriesgado y tenía que hacerse de noche.

Su importancia estratégica la hizo ser muy disputada. Hubo muchos intentos de cortar esa comunicación, que fue destruida en muchas ocasiones por bombardeos y avenidas del río, y reconstruida de nuevo en poco tiempo. En el transcurso de la Guerra se conocieron no menos de veinte versiones de la pasarela.


En 1938, cuando el frente de Madrid estaba prácticamente inactivo, se construyó en el mismo lugar un sólido puente de hormigón armado, llamado "Puente del Generalísimo", alguno de cuyos restos hoy perduran.


A finales del 2007, un equipo del Grupo de Estudios del Frente de Madrid (Gefrema), encabezado por el profesor e historiador Luis de Vicente y formado por el fotógrafo José Antonio Zarza y el estudioso estadounidense Ken O. Keefe, buscando por las riberas del Manzanares el lugar donde podía hallarse el puente, encontró las pruebas de su localización.


En la foto anterior, de Deschamps (1939), se pude ver en primer término un pilar de la margen izquierda y al fondo el arco de acceso al puente desde la margen derecha, que se realizaba por debajo de la tapia.


En estas dos fotos actuales puede verse el pilar de la margen izquierda, y el arco de la margen derecha.



Después de proceder a la limpieza de la zona, los miembros del Gefrema colocaron una placa explicando la historia de la pasarela, pero los vándalos y los incultos la han arrancado y destrozado en varias ocasiones.

Podéis ver su situación en Google Maps, [aquí]


(Toda esta información y fotos ha sido sacada de la página web del Grupo de Estudios del Frente de Madrid)


3 comentarios:

  1. Hoy he estado viéndo los restos y me ha llamado la atención...y como no, el texto casi ilegible gracias a niñatos a los que pagamos los estudios con nuestros impuestos.

    Gracias por compartir con nosotros estas curiosidades

    ResponderEliminar
  2. Gracias por haber repuesto el cartel. Lo veo siempre que paso por allí al hacer el anillo ciclista de Madrid.

    ResponderEliminar
  3. yo tambien agradezco que hayais repuesto el cartel !que dure!

    ResponderEliminar