lunes, 24 de diciembre de 2018

Nuevo servicio de recogida de ropa usada con 784 contenedores

Madrid estrena un nuevo servicio de recogida de ropa usada que incrementa los puntos de recogida. Los 175 contenedores instalados en dependencias oficiales pasarán a ser 784 (609 elementos más), que se suman a puntos limpios fijos, y mercadillos semanales, además de 330 ubicaciones semanales de puntos limpios móviles y los puntos limpios de proximidad en los que se recoge ropa usada. También se efectúa la retirada de este residuo a solicitud de la ciudadanía en el portal de su domicilio.



Los recipientes se mantendrán en las mismas dependencias municipales en las que se encontraban instalados hasta ahora, y las nuevas unidades se instalarán en mercados y en vía pública. La relación de sus ubicaciones se publicitará en la web municipal, y se encontrarán junto a los contenedores de recogida selectiva de papel y cartón y vidrio de la vía pública.


Se trata de una primera fase de implantación de contenedores en los distritos de Retiro, Salamanca, Chamartín, Moratalaz, Ciudad Lineal, Hortaleza, Vicálvaro, San Blas-Canillejas, Barajas, Arganzuela, Carabanchel, Puente de Vallecas, Villa de Vallecas, Usera y Villaverde.

En la segunda fase, durante el primer semestre de 2019, se dotará de nuevos recipientes al resto de distritos con una segunda implantación de 366 nuevas unidades, hasta alcanzar los 1.150 contenedores instalados.

Contrato por la reutilización y la no exclusión


El objetivo del contrato es atender una demanda ciudadana de extender la recogida de este residuo, a la vez de implementar los medios para alcanzar los objetivos de reutilización y reciclaje que marca la actual legislación europea vigente en materia de residuos, la cual señala que para antes de 2020 el 50 % de los residuos recogidos en peso, deben estar destinados a preparación para la reutilización o el reciclaje, objetivos recogidos en la Estrategia de Reducción de Residuos que ha aprobado inicialmente el Ayuntamiento de Madrid.

Además el nuevo contrato también tiene como novedad que una parte del mismo está reservado a empresas de inserción social, mediante las cuales se favorece al máximo la integración laboral y social de personas en riesgo de exclusión.

En el año 2017 se han recogido un total de 2.060 toneladas de ropa usada en el marco del servicio aún vigente, cantidad que se incrementará de forma considerable con el nuevo contrato.

No hay comentarios :

Publicar un comentario